Son piezas artificiales que sustituyen a las que se han caído. Principalmente se distinguen dos tipos: fijas y removibles. Entre ellas podemos nombrar carillas, fundas, coronas y puentes.